fbpx

¡El otoño ha llegado a la cocina de Aleste Plaza!

¿Quién no recuerda con cariño el carro de las castañas? ¿Y las batatas asadas? Pues esto y algo más trataremos en el blog de hoy para que lo preparemos todo en casa con muy poco ¡Vamos a ello!

El otoño ha llegado a la cocina en forma de tubérculos y frutos secos. Principalmente porque coincide de pleno con la campaña de la almendra y la castaña y también con la batata, el otoño deja esos sabores en nuestros paladares y en nuestro recuerdo. En el blog de hoy os enseñaremos como llevar esos recuerdos a nuestras cocinas y aprenderemos a preparar a asar y tostar en el horno castañas, almendras y batatas ¿Que hay mejor para el frío?¡No te las puedes perder!

Castañas asadas

Para unas 4-6 personas prepararemos unos 600 gr. de castañas y solo necesitaremos sal para aderezarlas. Haremos un pequeño corte en la piel de la castaña y las extenderemos en una bandeja de horno. Precalentaremos el horno a 200ºC y las pondremos una vez calentado durante unos 20-25 minutos. Pelaremos las castañas, salaremos al gusto y… ¡A disfrutar!

Batatas asadas

Las batatas asadas son un clásico de muchas casas. Quedan supertiernas y permiten cualquier tipo de aderezo, dulce o salado, y pueden acompañar cualquier tipo de plato. Para unas 4 personas usaremos un kilo de batatas, y para el aderezo mezclaremos un par de cucharadas de miel con sal gruesa, una cucharada de tomillo, otra de orégano, unos 100 ml. de aceite de oliva y un toque de guindillas molidas.

Lo mejor para las batatas es hacerlas con su piel, y para eso las lavaremos bien de cualquier resto de tierra que puedan tener. Las colocaremos en una bandeja grande de horno cubiertas con papel de plata tras pincharlas por todos lados con un tenedor tras regarlas con nuestro aderezo por todos lados. Las introduciremos al horno precalentado a 200ºC durante una horadando vuelta a los 30 minutos de la cocción ¿A qué esperas para probarlas?

Almendras tostadas al horno

Las almendras calientes recién tostadas no tienen nada que ver con las almendras de paquete, más aún si son recién cogidas y las pelamos nosotros mismos. Si cogemos las almendras con su cáscara y piel, es mejor quitárselo todo, incluido la piel marrón. Para eso las pasaremos dos minutos por agua hirviendo y las pelaremos muy fácil, aunque deberemos secarlas muy bien. En esta receta la cantidad será al gusto y necesitaremos muy pocas cosas. Las pondremos una vez peladas en una bandeja de horno con papel vegetal y con el horno precalentado a 180ºC. Esta receta es a ojo ya que el tostado depende mucho de la humedad de la almendra, por lo que cuando veamos que empiezan a tostarse por un lado les daremos la vuelta. La sal la podemos poner cuando queramos, antes o después de hornear y ni siquiera necesitaremos aceite ¡Disfrútalas en casa!

¿Te han gustado estas recetas? Si el otoño ha llegado a la cocina de tu casa… ¡Comparte la receta con tus amigos en Facebook e Instagram!

Tagged with:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies